Enmudecí..y como sigo sin palabras, os lo cuento con fotos.
Lo mejor de lo mejor ya guardado en mi corazón y por eso os lo regalo con todo mi amor.
Todos los detalles eran impecables; hasta la acomodadora Marina que estaba emocionada y que me contó que baila asturiano..es que aquí encuentras de todo..todo es puro amor.
El Baile de los Cisnes y La Boheme; lo más de lo más. Champán muy frío entre actos. Las mujeres más elegantes del mundo. La felicidad se palpaba entre esas telas del telón que se ha mantenido igual y que os muestro, entre las tapicerías de las butacas que están rellenas de crin de caballo para no perjudicar la acústica, las cortinas de los palcos y en esas sedas de vestidos largos que se deslizaban por las alfombras maravillosas y los mosaicos del suelo maravillosos. El mejor cátering de Argentina. El himno argentino que nos hizo vibrar y a mí llorar por el amor que tienen a su patria, que ya la siento mía.
Otro día en mi vida que jamás olvidaré. Me sentí orgullosa de poder estar ahí en el día del bicentenario; así se lo hice saber al intendente de la ciudad. Fui una privilegiada siendo española y sabiendo que es un deseo inmenso de los argentinos el poder conocer el Colón con nueva vida, pero sabed que os llevaba conmigo y que mi brindis fue por vosotros. .









Pin It on Pinterest