Ayer merienda-cena-recena de amigas. Hablamos de todo; no hay horarios; van llegando cada una a su hora y se «recogen» según compromisos..algunas se reservan el día para recibir premios hasta el últimos segundo..ayer vibramos, reímos, compartimos, gozamos y hubo más de un escalofrío pues contamos intimidades. Confidencias y complicidad.
Vino blanco fresco, todo el tinto me lo bebí yo pues cuando voy directa a la cama, lo bebo a placer; zumos antioxidades ya que estamos un poquito curraditas..y toda la tarde y lo que haga falta por delante. Empezamos de pie, después nos sentamos, cambiamos de ambiente, las fumonas salen fuera, el resto nos sumamos; terminamos en la terraza a la luz de una vela de olor; insuperable. Gracias por disfrutar de las cosas pequeñas.
Invitada está la que sienta deseos de sumarse ya en Agosto a finales , Septiembre..no hay edad, ni nada de nada; sólo libertad y mucha alegría. Animaros..el mejor regalo: saldréis con amigas nuevas.. se intercambian teléfonos, anotamos datos de lo último, de lo q es digno de vivirse.
Era otra forma más de cerrar esta etapa celebrando la vida.
Hoy tengo mucho por vivir. Besos+

Pin It on Pinterest