IMG_4451

Esta foto refleja el amor y dolor de una despedida.
Una mujer que quiero, acompaño y que me quiere mucho, me agarraba así de fuerte al despedirme por vacaciones ..para que no me marchara.
Su cabeza puede tener lagunas, pero su corazón bombea bien fuerte; las personas mayores de edad , aunque no puedan expresar tan lúcidas como antes, saben amar igual o con mayor medida, porque necesitan el amor como alimento y consuelo ante el devenir de su vida.
Mi brazo quedó sellado o gangrenado..así le digo y me río ya que cada semana no me lo suelta para que me quede más tiempo con ella que con sus otros compañeros de vida.
Mi corazón y alma permanecen allí; también se toman vacaciones pero llegan a todo pues no desconectan.

Pin It on Pinterest