Qué necesario es. Hoy me he levantado más tarde porque es tal el silencio donde vivo que no sabía si estaba en mitad de la noche..Anoche tuve una fiesta y siempre, antes de acostar me gusta dejar los deberes hechos y escribir el diario, pero falló la técnica. Cuando duermo sabiendo que no tengo ninguna obligación, mi sueño es profundo. Pero como soy demasiado responsable, pues estoy en el taller trabajando para servir tantos encargos pues ya «me regreso».
Me encanta madrugar y tomarme un zumo de naranja natural. Me gusta sentir la casa en silencio, con el tiempo «para mí» hasta que el resto se levanta; me gusta en mi casa de Madrid, abrir bien las ventanas y ver cómo está el jardín y los pájaros venga a picotear; me gusta abrir el correo y hoy recibir el mail precioso de Feli, que me emociona una vez más; me gusta tomar un café mientras preparo el material ; me gusta pasear con el libro en la mano y hacer ambas cosas a la vez..me gusta abrazar a mis hijos; me gusta perfumar la casa; me gustan tantas cosas..

Pin It on Pinterest