Ayer vi la película Patch Adams (Dr. de la Risa) y me gustó muchísimo. La tenía alquilada y cada día pasaba sin poderla ver. Ya no sé ni poner un vídeo de esos que conectan cables de colores por detrás de la tv pues entre tanta conexión eléctrica, me quedé en el pasado. Logré que mi hijo me «la pusiera» y la viera conmigo y gozar juntos de dos horas y media sentados..ya q para mí es casi imposible parar tanto tiempo .Increíble que fuera en el 98 cuando Robin Wiliams diera vida a este médico estadounidense que fundó el Instituto Gesundheit, donde se promueven medios alternativos de sanación junto con la risoterapia con fines terapéuticos. Es actor y payaso profesional. Cada año organiza grupos de voluntarios, de alrededor de todo el mundo, para viajar y traer esperanza y diversión a los huérfanos, pacientes y gente en general.
Supe de esta gran labor de ayuda al enfermo con la risa por fundaciones españolas y también por un payaso que peregrinó a Salta y que me dijo que perdió su trabajo en el hospital porque los niños mejoraban de sus estados paliativos..qué contradicción no? . En la película, el decano de la facultad no le deja graduarse porque es «exageradamente feliz»..acaso un estudiante tiene que estudiar amargado?
Cuando regrese a España pondré en práctica lo que voy acumulando. Me pondría la nariz de payaso ya mismo.
Os comparto mi vivencia cuando casi empezaba mi vida aquí; lo releo y me emociona http://www.verilitienda.es/archives/2021

Pin It on Pinterest