No hay en la tierra arma más poderosa que el alma humana inflamada.
Ferdinand Foch (Tarbes, 2 de octubre de 1851–París, 20 de marzo de 1929) fue un mariscal francés y comandante en jefe de los ejércitos Aliados durante la Primera Guerra Mundial.

Pin It on Pinterest