Parece mentira , pero ya estamos metidos en el mes antes del descanso y con muchas ganas de avanzar y dejar todo para poder descansar de verdad. Si vienen Verili nunca me he tomado vacaciones saco días sueltos que a lo largo del año voy sumando el modo de escape y de necesidad.

Julio es un mes de silencio y de preparación para lo que viene después. Me gustaría mucho poder parar, descansar, dormir la siesta y leer en este mes pero no voy a poder ya que tengo muchos planes.

Este fin de semana tengo un plan de primas y nos vamos a ir todas a comer al campo y la semana que viene invitaré a mi casa  a un asado argentino, que es lo mismo que una barbacoa española .

Para este mes propongo diseños más relajados y livianos, porque es un momento para aligerar.