Está quedando vacía porque mañana regresamos. Me gusta aprovechar todo lo que hay y que no se tire nada. Es como al final del verano, cuando cierras el apartamento alquilado y lo entregas con algo de fruta dentro, quesos empezados, leche abierta, algún que otro yogur y por supuesto en el congelador aquello que no pudiste nunca sacar porque siempre compramos de más..
Sigo con mis listas de cosas por hacer, que voy tachando para dejar hecho todo antes de marchar.
Es como un pliegue de velas.

Pin It on Pinterest