Hay algunas ocasiones en que la suerte ayuda al éxito, aunque jamás se logra sin dedicación, habilidad y prudencia.

Pin It on Pinterest