Así es la vida. Subidas y bajadas; miedos y alegrías; sorpresas y adrenalina. A mí no me gustan estas atracciones porque me dan miedo. No me gusta lo que no conozco y no concibo pasar miedo innecesario. A unos les chifla y otros le tenemos pánico. Mis hijas gozaban de ese momento; yo las miraba desde abajo porque..qué gozada es ver los toros desde la barrera; en tierra y con los pies en el suelo. A muchos les gusta repetir y volver a sentir esa locura, aunque sea con unas colas inmensas; así es, cuando te obligan a algo, eso sí que nos nos gusta, pero por placer, esperamos lo que haga falta.

Pin It on Pinterest