Son esos que jamás comprarías porque no te gustaría que te los regalasen. Habría que abrir una sección con fotos de aquellas figuritas que con verlas piensas en el artista que las hizo..y hasta en su familia. Recuerdo que cuando estudiábamos en el extranjero, a las familias que nos acogían, lo que más les gustaba eran las figuritas de LLadró y a mí no me gustan nada, por muy caras que sean. Por supuesto que para gustos los colores, pero existen algunos «souvenirs» que te ríes al verlos pues si los compra alguien es para partirse de risa al regalarlos.
El que os muestro son unos tucanes de cristal tallado que «madre del amor hermoso»..
Viva la vida ¡¡

Pin It on Pinterest